María Santísima de la Soledad

Maria Santísima de la Soledad

Autor: Pedro de Mendoza

Color de tez: morena india

Consagración: 9 de mayo 1999

La imagen de María Santísima de la Soledad, atribuida a Pedro de Mendoza, es catalogada como una de las más grandes obras de la imaginería colonial de todo el continente americano.

Sobre el color de su tez, morena indiana, se cuenta que la víspera del día en que Pedro de Mendoza tenia que entregar la obra terminada, se le termino la tripa de cordero(que era el objeto utilizado para dar el acabado al encarnado), y la dejo inconclusa. La sorpresa se la llevo el escultor, cuando al día siguiente.

El dramatismo de su rostro y el tono de su tez de mujer mestiza cautiva a propios y extraños, además ha sido siempre parte del patrimonio de la Escuela de Cristo, puesto que aparece en el inventario de la Parroquia de los Remedios.

La imagen de María Santísima de la Soledad, se procesiona los días Viernes y Sábado Santo, conmemorando la vida, pasión, muerte y resurrección de Nt. Sr. Jesucristo, además el primer domingo de Mayo por motivo de la celebración de aniversario de su consagración y como un homenaje a la Madres devotas.

La consagración de la Virgen de la Soledad de la Escuela de cristo se efectuó con una solemne ceremonia el día 9 de mayo de 1,999 al medio día en el atrio del templo, por Monseñor José Ramiro Pellecer Samayoa, en calidad de Vicario Episcopal de Sacatepéquez.